Herramientas
digitales

Glucosa e insulina en la sangre

La Facultad de Ciencias de la Cultura Física de la Universidad Autónoma de Chihuahua a través de uno de sus cuerpos académicos, realiza una investigación en niños de 6 a 11 años de edad para determinar a través de diversos estudios, la relación que existe entre los niveles de glucosa, insulina y triglicéridos con la dieta y la actividad física de los infantes

La Dra. Guillermina de León, explicó con este proyecto busca establecer patrones, que pueden traducirse en la posibilidad de poder identificar a edades tempranas enfermedades cardiovasculares y metabólicas, como la diabetes tipo 2, hipertensión, y con ello la prevención y tratamiento oportuno.

Mencionó que los investigadores de esta facultad, se dieron a la tarea de investigar este tema, dado a la elevada prevalencia de sobrepeso y obesidad en los niños mexicanos, reportada en los resultados de la Encuesta Nacional de Salud y Nutrición - ENSANUT 2012.

Refirió que “dichos datos es un elemento importante que debe ser considerado para trabajar en la modificación de conductas de vida no saludables, asociadas a la aparición precoz de enfermedades crónicas no transmisibles, de alta morbilidad y muerte en nuestro país”.

Aclaró que esta investigación se encuentra a la mitad de la fase experimental, pero ya se tienen algunos resultados preliminares, que han sido el fruto del trabajo de estudiantes y maestros, que han evaluado a 218 niños de diversas escuelas con indicadores antropométricos, análisis de sangre, nivel de actividad física y gasto energético, entre otros.

Explicó que dichos padecimientos, están directamente relacionados con nuestra alimentación, la actividad física y el entorno que nos rodea, “pero lamentablemente el sobrepeso y obesidad desencadenan otras enfermedades crónicas, que afectan hoy en día a la niñez mexicana y por supuesto a la chihuahuense”.

La investigadora de la FCCF, precisó que el estudio inició en 2014 y durante la primera etapa se realizaron pruebas a 216 niños y niñas, y en la segunda etapa, misma que aún no concluye, se han incluido 65 niños y niñas.

Comentó que todos los menores participantes, tienen el consentimiento firmado de sus papás y la aceptación de los propios niños.

Reconoció que de los 281 niños que iniciaron con el programa, solo 218 niños, fueron evaluados, el resto no completó todas las mediciones, principalmente por rechazo a la extracción sanguínea.

Resultados preliminares

Anunció que a la fecha, de los resultados obtenidos se ha observado que entre el 17% y 20% de niños y niñas han resultado con nivel alto del indicador de resistencia a la insulina (HOMA), por los valores de insulina plasmática.

Además, existe una relación directa entre la circunferencia de cintura y los niveles de insulina - lo que pudiera evidenciar que la presencia de obesidad central conduce a la resistencia a la insulina desde etapas tempranas de la vida.

Así mismo, se encontró una relación directa del estado de maduración somática con los valores de insulina en las niñas y, además, capacidad aerobia relación inversa a los niveles de insulina - factor protector.

Reconoció que en la niñez y adolescencia, los cambios metabólicos relacionados al crecimiento y maduración, característicos de la etapa pre-puberal y puberal han sido asociados al origen de la obesidad.

Pero en la mayoría de los casos la falta de actividad física y el aumento de comidas ricas en sal, grasas y carbohidratos de alto índice glicémico (AIG), contribuyen al incremento de la obesidad generalizada, obesidad abdominal, diabetes tipo 2 y otras patologías crónicas en estas edades.

Actividades y Desarrollo

ENTREGAS DE FICHAS CICLO ESCOLAR AGOSTO - DICIEMBRE 2017